Historia

Algunos datos de nuestra historia

El barrio de Caramanchel estuvo discriminado durante mucho tiempo por su lejanía del centro urbano. Carecía de todo: iglesia, escuelas, estamentos sociales, y no sólo se trataba de las veinticuatro casas de barrio sino también de la cantidad de casas de campo que llenaban toda la huerta de Cotes Baixes.

historia_1

Al construir el ferrocarril Alcoy-Gandía, inaugurado oficialmente el 25 de enero de 1893, que tanto costó hacer y tan poco suprimir, así como al construir el Matadero Municipal en 1911 se animó un tanto, pero al principio de ser una barriada como lo es ahora se debe en gran parte al esfuerzo infatigable del sacerdote D. José Arnauda Gisbert, que dedicó gran parte de su vida íntegramente al barrio de Caramanchel. Con su principal colaborador, el arquitecto D. José Cortés Miralles y con la ayuda de D. Ricardo Miralles, Ingeniero de Caminos, Canales y Puertos, y Director del Ferrocarril Alcoy-Gandía , que facilitó la adquisición de pequeñas parcelas según las posibilidades de D. José Arnauda, fueron construyendo según las necesidades del momento.

Se empezó por construir una Escuela-Ermita, un colegio de niñas, luego uno de niños; un salón de reunión como salón de actos, una cantina escolar, y otras cosas más.

Ante la dificultad de encontrar maestras tituladas para regentar estas escuelas, D. José Arnauda propuso a la Institución Teresiana fundada por Pedro Poveda su instalación en esta barriada que como fue aceptado, hubo de construir una sencilla residencia para que se hospedaran a las primeras teresianas que en el año 1947 se hicieron cargo de la enseñanza.

En la actualidad Caramanchel es un gran barrio con todos los servicios y con importantes edificios industriales y oficiales que le dan vida.

En 1945 estas escuelas son elevadas a Escuelas Graduadas.

En 1950 se fundó el Patronato Diocesano, al que se vinculó el Patronato Parroquial Escuela del Sagrado Corazón.OLYMPUS DIGITAL CAMERA

En 1953 la entonces Dra General de la Institución Teresiana visitó el Colegio reconociendo vivamente la labor social y educativa que se estaba realizando.

En 1971 se solicita el cambio de nombre del Colegio Nacional por el de “José Arnauda” en memoria de su fundador.

En 1972 ante la falta de escuelas en el barrio y con objeto de favorecer la Escuela Parroquial de niños y niñas, otro sacerdote, el entonces párroco y Titular del Colegio, D. Juan Moncho, y el Patronato arzobispal de Valencia solicita la transformación y clasificación como Colegio de Educación General Básica mixto “José Arnauda” con 16 unidades.
En 1986 el Colegio se acoge a la LODE y es clasificado de nuevo, esta vez como Centro Concertado de Educación General Básica, Preescolar y Educación Especial.